text.skipToContent text.skipToNavigation
Cómo marinar carne para la parrilla

16.09.2019

  • Parrilla
Marinar la carne es el primer paso para que quede riquísima. Aquí te cuento cómo hacerlo:
Un buen amigo nos invitó a una parrillada en su casa. ¡Y sí que se lució con la carne que preparó! Por supuesto, le pedí que me contara su secreto. Me dijo que una buena marinada es el primer paso para que una carne quede riquísima.
 
¿Qué es marinar?
Marinar es dejar reposar la carne en una combinación especial de ingredientes para que se ablande y atrape el sabor y el aroma deseados. Los componentes claves para preparar una marinada son: un elemento ácido, aceite, condimentos y especias.

¿Cómo marinar?
No es tan difícil como suena. El truco es guiarnos por los sabores clásicos de cada cocina. Por ejemplo, si queremos una carne con estilo asiático, haremos un marinado con una base de vinagre de arroz y sillao y le agregamos anís estrella, ajo, kión y canela, sabores típicos de la comida oriental. Si queremos darle el toque italiano, mezclaremos ajos, semillas de hinojo, albahaca y orégano en vino tinto, ingredientes clásicos de ese país. Si nos provocan los sabores mexicanos, solo tendremos que mezclar pimientos, comino, orégano y culantro en una base de jugo de limón y lima. ¡Listo!
 
Si prefieres, tú mismo puedes investigar con nuevos sabores e ir descubriendo cuál te gusta más. Puedes hacer marinadas dulces, saladas, agridulces, ¡de todo! Verás que con la práctica te vuelves experto.
 
Estos consejos te servirán:
1. Cada corte de carne necesitará reposar una cantidad de tiempo diferente. Los cortes de carne duros necesitan mayor tiempo que los que son más suaves. 
2. Cuanto más tiempo dejes marinar la carne, más se impregnará de sabor. El tiempo mínimo es una hora, pero puedes dejarla varios días, una noche o unas horas, según tus preferencias. 
3. Ten en cuenta que las marinadas con una base ácida tienen una mayor capacidad de ablandar. Entre más ácida sea la marinada, menos tiempo debes dejar la carne para que no pierda su textura.
4. Los líquidos bajos en ácido como el vino o la cerveza le dan sabor a la carne. Utilízalos en cortes blandos como en las chuletas de cordero o el lomo.
5. Al aceite o líquido puedes agregarle hierbas aromáticas, condimentos, especias y verduras bien cortadas. Lo esencial es que la mezcla resulte sabrosa y untuosa para que se pueda impregnar en la carne.
6. Los sazonadores son muy importantes. Su intensidad se diluye en el líquido, así que tienes que usar mayor cantidad de la que usarías para preparar una salsa.
7. Cuando utilices hierbas frescas, emplea aproximadamente 3 veces la cantidad que usarías si fueran secas.
8. Usa recipientes de vidrio, de acero inoxidable o de porcelana. Evita el aluminio que reacciona al ácido y se oxida, pues si esto sucede le cambiará el sabor al marinado y hasta puede volverlo tóxico. Otra opción es poner la carne en una bolsa hermética. Debes mantener el envase completamente cubierto todo el tiempo.
9. Calcula al menos 250 ml de marinada por cada kilo de carne.
10. Si no es posible sumergir la carne en el líquido, voltea el corte cada cierta cantidad de tiempo.
11. Coloca la carne a marinarse en el refrigerador, nunca la dejes reposar a temperatura ambiente.
12. Puedes preparar un poco de marinada extra para ir echándola en la carne cada cierto tiempo, mientras está en la parrilla. Para evitar la contaminación de los alimentos,  no uses la mezcla en la que estuvo sumergida la carne.

Marinado peruano
Si quieres que la carne te quede con sabor a anticucho, prueba este marinado:
 
Mezcla:
½ taza de ají panca molido 
½ taza de vinagre rojo 
¼ de taza de ajos molidos 
½ taza de cerveza 
¼ taza de sillao 
½ taza de aceite 
1 cucharadita de comino 
1 cucharadita de pimienta
1 cucharadita de orégano
1 cucharadita de glutamato monosódico
Sal al gusto
 
Deja marinar la carne un par de horas y de ahí a la parrilla. ¡Quedará riquísima!
 

Cuéntame lo que piensas