text.skipToContent text.skipToNavigation
¿Quieres renovar tu habitación? ¡Píntala!

03.09.2020

  • Decoración
Uno de los lugares más importantes de nuestra casa es nuestra habitación. Ahí es donde acaban y empiezan nuestros días. El lugar en el que pensamos, nos desestresamos y pasamos horas acompañadas de un buen libro, una buena película o alguien muy especial.
Por todo esto, la decoración es súper importante. Nuestro cuarto debe ser un espacio acogedor, inspirador, cálido, en el que nos podamos relajar y descansar. Pero, pasamos tanto tiempo ahí que a veces provoca hacer un cambio.

Si crees que ya llegó el momento de renovarlo, para lograr un cambio total debes empezar por la pintura. Para elegirla, debes tener en cuenta qué tipo de iluminación tienes. Si tu habitación está ubicada en un lugar oscuro de la casa, los colores claros irán bien. Si es lo contrario, unos detalles en colores fuertes pueden ser buena elección. También, y aunque es muy obvio decirlo pero nunca está de más, es muy importante que elijas colores de acuerdo a tu personalidad. Una vez elegidos, falta un paso más para empezar a pintar la habitación: desocuparla. Para pintarla totalmente, hasta el último rincón, debes sacar todos los muebles y luego, cubrir bien el piso. 

¿Qué estilo elegir?
Te provoca atreverte y hacer algo muy original ¿Por qué no? Es tu habitación, ¡puedes hacer lo que quieras!
Te dejo 3 opciones, para que las tengas en cuenta:

Arte pop
Pintar una habitación basada en el arte pop siempre será una propuesta muy original. ¡Solo tienes que dejarte llevar!... Si quieres, puedes elegir un color base como el blanco y así convertir a tu pared en un lienzo. 

Esta corriente de arte tan popular te puede inspirar a hacer cosas realmente geniales. Si te gusta, te recomiendo que revises libros y te empapes con todo lo que debes saber de ella para luego darle rienda suelta a tu imaginación. ¡De todas maneras el resultado será fantástico!

Minimalista
Si el arte pop te parece muy estridente, o simplemente buscas algo completamente distinto, entonces lo tuyo es el estilo minimalista. Este tipo de arte se basa en la extrema simplicidad. Hacer que un objeto encuentre su esencia, que se despoje de los elementos sobrantes. Es decir, simplemente: "Menos es más". Lo más adecuado y usado de este estilo es el color blanco y sus matices. Puedes utilizar colores puros en las paredes y agregarles un par de líneas oscuras o algunas figuras en secuencia, que llaman mucho la atención. Serán los accesorios los que le darán los toques de color al espacio. 

Clásico
Si eres de las que siempre preferirá lo clásico, pero esta vez quieres darle a la decoración un aire contemporáneo, puedes poner en las paredes un color base muy sobrio con detalles de colores ácidos, que le darán alegría al lugar. Ten en cuenta el color de los muebles y elige para las paredes un par de colores que combinen con ellos.

Conseguir que el lugar se vea clásico pero contemporáneo parece difícil, pero es solo es cuestión de imaginación y buen gusto.

Te pareció útil este artículo?

0

Personas consideran que este artículo les sirvió

Cuéntame lo que piensas